La clave del éxito del drenaje linfático manual es que mantiene en forma el sistema inmunitario y mejora la circulación, combate la celulitis, previene la retención de líquidos, es una terapia antiestrés, alivia dolores musculares y piernas cansadas, y mejora tu salud y ánimo general. Muy efectivo en la Rehabilitación Post Operatoria de Cirugía Estética.